Google se hace con DocVerse

Después de la compra de Picnik hace escasamente una semana Google ha adquirido otro pequeño negocio de gran futuro en el que el gigante estaba interesado desde hacía tiempo. El valor estratégico que aporta DocVerse a Google es incalculable pues ofrece un servicio para compartir y modificar cualquier archivo creado con Microsoft Office en un entorno cloud computing. Esto permite, como han apuntado desde Google, que cualquiera de estos documentos sea accesible por cualquier pc del mundo, dejando a un lado muchos de los antiguos problemas creados por las diferentes versiones de la suite, por ejemplo, y de sus archivos Excel, Word o Powerpoint.

Desde Google no se han confirmado los detalles de esta nueva adquisición, aunque el blog All Things Digital (The Wall Street Journal) cifra en 25 millones de dólares el precio de la operación. Dinero a parte, la compra de DocVerse supone una pieza importantísima en el rompecabezas de la compañía que no tiene otro objetivo que hacer de la Web el centro de la actividad del usuario, y con este movimiento se convierte en competencia del fabricante de la suite más popular del mundo. El gran perjudicado es por tanto Microsoft, que ve cómo los beneficios de las ventas de su suite estrella podrían a empezar a repartirse por la nube. Como todo el mundo sabe, de todas las unidades de Microsoft la que más beneficios aporta a la compañía es Office.

Ahora Microsoft lo tiene un poco más complicado. Google es ya líder en búsquedas (que es como decir que por su puerta entra más gente a la Web que por las de otros proveedores), y además ofrece una gran cantidad de herramientas para trabajar en entornos virtuales imprescindibles para muchos usuarios (incluso en el plano profesional). A ello se suma lo más importante, el hecho de ser el principal impulsor de los servicios en la nube gracias a su sistema operativo y su navegador Chrome, dos caras de una misma plataforma en la que trabajan desde hace tiempo con buenos resultados; un anticipo del cambio y una apuesta segura para un futuro que se veía venir. Mientras, Microsoft ha invertido seriamente en Bing, centrándose en competir con el motor de Google y en otras áreas de negocio como es la movilidad con su nuevo software para los nuevos smartphones con Windows.

Fuente: revistadeinternet.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Ir al contenido